miércoles, 23 de octubre de 2013

¿Qué somos, quienes somos?

Posted by Harold D' B.B. On 8:45:00 p. m. No comments

Te has preguntado alguna vez… 
¿Quién eres?
¿Has notado que todo lo que eres y representas en la actualidad es producto de lo que adquiriste e imitaste de tu entorno a lo largo de los años?… ...Entonces ¿Dónde ha quedado tu verdadero SER? 
Si dedicaras un instante a este cuestionamiento existencial, descubrirías que no te conoces a ti mismo(a). Sólo conoces los artificios que has puesto sobre tu real Ser. Aquel montón de cosas con las que te identificas y te defines como persona.
Obsérvate con profundidad y podrás percibir que más allá del cuerpo, de la mente, de las apariencias y de las emociones... ¡Eres conciencia!

La conciencia es un rasgo sutil de nuestra naturaleza que también es conocido como la esencia.
La esencia o conciencia es el rasgo inmortal que nos caracteriza. Es el experimentador de todas las condiciones transitorias y cambiantes de la vida. Por eso también se le llama el real Ser.

Todas las manifestaciones de vida poseen una esencia o conciencia que ingresa en el nacimiento y se retira en la muerte. En el mundo existen muchos cuerpos de diferente naturaleza y nivel evolutivo, pero en el fondo todos poseen una esencia o conciencia.
La conciencia o esencia se encuentra más allá del alcance de los sentidos de percepción. Está presente en la atención que puede desenvolverse libre o atrapada en innumerables condicionamientos.

Unos son los padres del cuerpo y otros los de la conciencia.
Las cualidades del cuerpo humano le permiten a la conciencia pensar y sentir, pero la conciencia no es el pensamiento ni los sentimientos.
La conciencia habita en el cuerpo físico que tiene un sexo y una apariencia pero no es el cuerpo ni el sexo ni la apariencia.

La conciencia aprende unos oficios y cumple una función en la creación, pero no es el oficio ni es la función que desempeña. Se desenvuelve temporalmente en las condiciones de un nivel social, educativo, económico, cultural, pero no es ninguna de esas condiciones. Todas las cosas que están sobrepuestas a la conciencia son transitorias y cambian obedeciendo leyes naturales pero la conciencia es permanente, inmutable e inmortal.

0 comentarios :

Publicar un comentario