domingo, 13 de octubre de 2013

La Soledad

Posted by Harold D' B.B. On 4:02:00 p. m. No comments

Uno de los grandes problemas psicológicos de la actualidad es la soledad.

¡Cuántas personas actualmente sufren de soledad!
Dios no creó al hombre para que viviera en soledad, al contrario: le dio una mujer para que fuera su compañera.

La soledad es una condición que da lugar a sentimientos, no solamente sentimientos de deseo por estar acompañados, sino también por sentirse rechazados y no queridos.

Este problema (la soledad) no es algo que podamos ignorar, pues son muchas las personas que declaran sentirse solas. Entre las personas que se sienten solas podemos encontrar viudas o viudos, personas de avanzada edad que no se han realizado en la vida o no han alcanzado su meta en la vida y por eso se sienten solos y defraudados, quizás porque no han encontrado su ayuda idónea. Otras personas se sienten solas y tristes porque no las escuchan, piensan que se les ignora, y eso hace que se sientan rezagadas. También hay personas que se encuentran lejos de su país y de su familia, y eso hace que sientan soledad porque no tienen a los suyos a su lado. En definitiva, por diferentes y variados motivos hay muchas personas que dicen sentirse solas y la mayoría de estas personas son mujeres.

La soledad no hace acepción de personas, y muchas inclusive han perdido la salud mental a causa de ella. Debemos tener mucho cuidado con este sentimiento ya que por pensar o creerse que están solos son muchas las personas que buscan refugio en el alcohol o las drogas, cayendo así en el alcoholismo o la drogadicción y muchos acaban encontrando la muerte.

Pero por qué sentirnos solas o solos cuando tenemos en nuestras manos la solución:

La Biblia dice en Daniel 3:25 que cuando los jóvenes hebreos fueron arrojados en el fuego ardiente no estaban solos; con ellos estaba un varón con aspecto del Hijo de Dios. Elías cuando creía estar sólo en la cueva, vio a Dios acercándosele y hablándole de un modo apacible y delicado. En la Biblia podemos ver que ninguno de los hombres que caminaron con Dios estuvieron solos.

Según el diccionario, la palabra soledad es: falta de compañía, lugar desierto, falta de quién nos tenga cariño.

Pero amiga o amigo que lees esta reflexión, te diré que si te acercas a Dios, si buscas de él nunca más te sentirás soledad, porque así lo prometió Dios. A través de la Biblia podemos leer esas promesas, las cuáles bendicen nuestra vida. En Génesis 28:15 leemos: "He aquí, yo estoy contigo, y te guardaré por dondequiera que fueres, y volveré a traerte a esta tierra; porque no te dejaré hasta que haya hecho lo que te he dicho"; y en Isaías 43:4: "Porque a mis ojos fuiste de gran estima, fuiste honorable y yo te amé." Son muchas las promesas de Dios para nuestras vidas pero tenemos que buscarlas en la Biblia y apropiarnos de ellas.

El hombre y la mujer fueron hechos por Dios y para Dios, y sin él estarán solos. Pero hoy Jesús está llamando a la puerta de tu corazón y te dice: Deseo entrar, ¿me permites? Si le dejas, él entrará para siempre, y nunca más sentirás soledad.

Que el Señor te bendiga ricamente.

0 comentarios :

Publicar un comentario